ESTRELLA FLORES-CARRETERO
MADRID

Soy psicóloga, profesora, empresaria y escritora, aunque no necesariamente por ese orden. Tengo tres novelas publicadas: «Duele la noche», «Piel de agua» y «Días de sal».

Duele la noche
Duele la noche

La nueva novela de Estrella Flores-Carretero

‘Duele la noche’

Mira el trailer
Compra “Duele la Noche”
Suscríbete por email

Estas siguiendo este blog

Únete a otros 83 suscriptores

Últimos tweets
Sígueme en Facebook
El blog de Estrella

Leer en pantalla no es mejor ni peor, es distinto

Por el 10/10/2013

Muchos estudios afirman que cuando leemos contenidos en Internet no lo hacemos en profundidad, sino que picoteamos.

Leer en Internet

No hace falta estudiar mucho para saber que no es lo mismo sentarse con un libro en las manos en la tumbona de la playa o en el sofá del salón de casa que estar frente a la pantalla del ordenador en la oficina. Leer on-line es una experiencia completamente diferente.

Un estudio del doctor Jakob Nielsen sobre el seguimiento ocular durante la lectura afirma que los usuarios prestan más atención a la parte izquierda de la pantalla: un 69 % más para ser exactos, mientras que solo el 30 % (ignoro qué pasa con el 1 % restante) se fijan durante más tiempo en la parte derecha. Pero parece que esto solo es cierto para quienes escribimos de izquierda a derecha y no para quienes están acostumbrados a escribir de derecha a izquierda , como los árabes, persas, kurdos… millones y millones de personas.

Nielsen dice también que las personas leen un 25 % más despacio en las pantallas, y que van de un lugar a otro realizando una especie de escáner con la mirada. Solamente leemos un 20 % de lo que se escribe en una página web.

A mí esto me parece bastante normal. Tampoco los lectores de periódicos se leen el cien por cien, sino que eligen un artículo o dos para profundizar hasta el final, saltan de titular en titular, miran una noticia en diagonal, picotean en los sumarios, curiosean en las conclusiones finales de la crítica de cine o de libros…  A lo largo de cada día hay momentos para picotear y momentos para degustar una buena lectura.

Una cosa no quita la otra

Yo creo que los datos de lectura en pantalla significan solo una cosa: que Internet no es comparable con el papel, por más que ambos soportes permitan básicamente lo mismo: leer. Cada medio es diferente y quienes escribimos debemos saber adaptarnos a nuestro medio de comunicación.

Por ejemplo: mis posts en este blog suelen ser breves, con una foto, una entradilla, un ladillo… Lo hago así porque quiero animaros a terminarlos, evitar que me abandonéis a la mitad, no sentir que me dejáis con la palabra en la boca. En cambio, mi última novela, Piel de agua, tiene 375 páginas. No es lo mismo avanzar en una trama con un libro entre las manos que mirar una pantalla con millones de contenidos, hipervínculos, posibiliades de navegación, alarmas de mensajes, visitas al Facebook, miradas al TL de nuestro Twitter… Claro que, bien pensado, esto no significa que no vayáis a dejar mi novela colgada a la mitad.

ETIQUETAS
ARTÍCULOS RELACIONADOS

DEJE UN COMENTARIO