ESTRELLA FLORES-CARRETERO
MADRID

Soy psicóloga, profesora, empresaria y escritora, aunque no necesariamente por ese orden. Tengo tres novelas publicadas: «Duele la noche», «Piel de agua» y «Días de sal».

Duele la noche
Duele la noche

La nueva novela de Estrella Flores-Carretero

‘Duele la noche’

Mira el trailer
Compra “Duele la Noche”
Suscríbete por email

Estas siguiendo este blog

Únete a otros 83 suscriptores

Últimos tweets
Sígueme en Facebook
El blog de Estrella

La hora del cuento de buenas noches

Por el 05/05/2014

El cuento de buenas noches sigue siendo importante. La lectura es la base del conocimiento y la educación, pero también es el momento donde se fijan los afectos entre padres e hijos.

El cuento de buenas noches

El cuento de buenas noches sigue siendo un momento importante del día, pese los soportes digitales, el estrés, la falta de tiempo…  En mi opinión, leer a los niños es una rutina diaria que no se debería pasar por alto, salvo casos de fuerza mayor. Disfrutar de tiempo placentero en familia es imprescindible, pero el rato de lectura compartida es mucho más que simple ocio.

Al principio, resulta necesario el rato compartido que precede a la hora de dormir para que el bebé adquiera su hábito de sueño: unas palabras dulces, una canción, un poema… un momento de relax y a dormir. La misma pauta repetida le indica el pequeño que tiene que afrontar la noche.

Un regalo inolvidable

Conforme el niño crece, le encantará ese tiempo que sus padres le dedican en exclusiva: 15, 20 minutos cada noche para compartir un cuento, ver los dibujos, ensayar tonos de voz, sentir emociones a lado de los personajes y disfrutar de la compañía y la guía de papá o mamá. Probablemente, estaremos regalándole recuerdos imborrables para toda su vida y sentando las bases futuras del conocimiento y la educación.

Cuando los niños empiezan a leer, es hora de que ellos nos lean a nosotros un párrafo y nosotros otro, luego una página entera y nosotros otra… Más adelante, ellos solitos nos leerán a los mayores y podremos seguir comentando, compartiendo, respondiendo a sus preguntas, buscando cómo definir las palabras que no entienden. O sea, escuchando y participando de las historias, y no dejándolos a solas con una imposición de lectura.

Quienes tuvimos el regalo del cuento de buenas noches y disfrutamos de la lectura en voz alta sabemos lo importante que es leer a los niños. Si no leemos con ellos, no nos quejemos de que no les gusta la lectura. El colegio no basta para transmitir el amor por los libros, hace falta compartir ese cariño en familia.

ETIQUETAS
ARTÍCULOS RELACIONADOS

DEJE UN COMENTARIO